Archivos para Simuladores

OGame

Posted in Estrategia, MMORPG, Mobil, PC, Simulador with tags , , , , , on 28 enero, 2015 by Afro Ghost

¿De qué hablas?

Puesto a nuestra disposición por Gameforge, éste MMORPG está desarrollado en PHP; lo que significa que simplemente no tienes que tener la última tarjeta gráfica de la generación para formar parte, por el contrario, en un diseño bastante abstracto lograron crear una interfaz tan limpia que hasta tu computadora de 766MHz de procesador y 64Mb de RAM puede desplegar sin problema alguno (por ello, en el 2007 fue uno de los más jugados); obvio, solo necesitas un navegador web y una conexión a internet que nunca, y escucha bien, que nunca, NUNCA te abandone.

Es un juego completamente infinito. Sí, desde que inicias, el único Game Over es cuando tú mismo lo abandonas, o que te suspendan como por 30 años jaja. No se rían, es en serio, creo que cuando sea 2037, algunos recuperarán las cuentas que les quitaron por allá del 2010.

Comienzas en un universo, de 9 galaxias; en cada una de ellas, 499 sistemas solares; en cada uno de ellos, espacio para 15 planetas. Tu planeta puede crearse en cualquier punto del universo, es cuestión de suerte (por lo general lo mejor es estar por ahí del 4 o 5, pues estás al centro, lo que hará que tus viajes sean poco más eficientes hacia arriba o hacia abajo). El tamaño del planeta importa, e importa mucho, mientras más grande, tendrás más espacio para construir. Pero no te preocupes, si se te acaba el espacio, siempre puedes tener más, pero como todo, por un precio, y muy alto.

La base principal es el tiempo, tiempo real… ¡Obvio!

Tenemos 4 principales recursos: metal, cristal, deuterio y energía. Los 4 se obtienen a través de minas que te darán equis cantidad de recursos por segundo, y mientras más avanzadas estén, obtendrás mayores cantidades en menor tiempo; con la contra de que también tardarás en construirlas, dependiendo del desarrollo de tus edificios (fábrica de robots y fábrica de nanobots); por ejemplo: una mina de metal nivel 1 puede tardar unos minutos, mientras una nivel 30, puede tardar días o hasta meses.

El tiempo de vuelo de tus naves varía con la distancia que recorren (si visitarás al vecino dentro de tu sistema solar o irás de necio allá a muchas galaxias de distancia. Los tiempos y el consumo de combustible (deuterio) se reducen gracias a la investigación de motores, sistemas de propulsión e incluso saltos cuánticos. Éstos últimos te dan la capacidad de mover tu flota de una galaxia a otra en 1 segundo, ¡Genial! (aunque en realidad es en lo que el script realiza sus cálculos). La prioridad ante cualquier situación social siempre será: “Préstame tu computadora, necesito checar mi flota”.

Cuando entré al mundo del (DR)OGame, no existían servidores mexicanos, “obligándome” a jugar en los universos españoles. Sí, le atinaron, tenía que considerar las horas de diferencia del uso horario, por lo que mientras allá estaban despiertos, acá se dormía y viceversa. En un juego donde los segundos son importantes, aprendes a “sacar” los horarios en los que los demás jugadores están activos o inactivos para si quiera intentar algo contra ellos. Recuerden, siempre habrá pájaros en el alambre.

Las batallas

Pueden individuales o en “SAC” (en grupo), tanto en ataque como en defensa. Lo mejor que puedes hacer al crearte una cuenta es entrar a una alianza. Podrás sincronizarte con ellos para realizar ataques, sincronizar tiempos de vuelo y ajustar el regreso de la flota enemiga. Aún recuerdo aquellos maestros que podían ajustar flotas a 1 segundo… ¡sin Sensor Phalanx!

¿Cómo sé si me conviene un ataque? Existen simuladores que nos ofrecen aproximadamente el resultado de una batalla. Éste tomará la cantidad de naves y el desarrollo de tus tecnologías (Blindaje, Defensa y Militar) para realizar una estadística y arrojarte el resultado. Así mismo, si el ataque es en conjunto, hará la misma aproximación tomando en cuenta la tecnología de cada jugador involucrado en la batalla.

De cada batalla, quedarán escombros alrededor de las coordenadas donde se presentó la batalla, mismos que podremos recoger (metal y cristal) con recicladores y dependiendo qué tantos recursos logremos obtener, será la rentabilidad del ataque. No olvides que los recicladores tardarán más en llegar, ergo, siempre hay que calcular el tiempo de vuelo para que no llegue alguien más y los robe.

Si la cantidad de escombros es grande, tenemos la posibilidad de que se nos genere una luna (con el 20% de probabilidad basta); con ella podremos construir y seguir desarrollando tecnologías. Pero espera, éstas también se pueden… ¡Destruir!

Todo es imaginario

Lo más frustrante es carecer del aspecto visual de la construcción de tus edificios o naves. Aún lo es más el no poder ver cómo se enfrentan en una batalla. Aquí solo se ven números, y eso, es lo que acaba destruyendo un poco el interés por el juego. Pero qué importa, al final todos los videojuegos son cálculos paralelos a un atractivo ambiente visual

En general, es un excelente juego que aunque refleja un realismo bastante confuso, se compensa con la promesa tecnológica que nos ofrece.

Solo es una opinion

No es por desanimarte, pero en verdad no vale la pena entrar a un universo en su pleno apogeo. Como recomendación, busca lugar en aquellos en los que van iniciando, así el juego estará más que nivelado. 😉

 Cualquier juego puede envolverte si no sabes jugarlo con responsabilidad, ¡Ja!

A %d blogueros les gusta esto: